Forum

Sangre en las sombr...
 
Avisos
Borrar todo

Sangre en las sombras

4 Mensajes
2 Usuarios
1 Likes
93 Visitas
Makishima
(@makishima)
Active Member
Registrado: hace 2 meses
Respuestas: 10
Iniciador de tema  

                                                                                 NOOR:

 

                                                                                                             Madrid a 25 de Abril de 2022

       Querida Noor:

    Estaba rememorando el día en que nos conocimos, yo estaba curioseando en esa exótica tienda en la que echabas una mano a tus tíos... ¿sigues trabajando allí? Me comentaron que un extraño artefacto cultista obraba en vuestro poder, cuando te lo comenté casi te mueres de risa, me sumí en una mezcla de sensaciones en aquel momento, enfadado porque mis amigos se habían reído de una afición que me tomaba muy en serio y obnubilado por tu dulce sonrisa, honesta y profunda, que comenzó como un esbozo pero acabó convirtiéndose en carcajada, sin duda alguna, esto decantó la balanza, nos reímos por unos instantes y empezamos a hablar de historia, antropología, esoterismo, arqueología... menos mal que ese día no vino ningún cliente, porque nos enredamos platicando hasta la hora del cierre, jajajajaja.

 

   Desde ese día viniste a todas las charlas de debate de la facultad, no congeniabamos demasiado con el resto de almunos, pero allí dábamos rienda suelta a nuestra creatividad, era nuestro humilde intento de socializar sin demasiado éxito, eso sí. Lo que de verdad disfrutábamos era nuestro paseo de después caminábamos hasta el pueblo hablando de metafísica en lugar de coger el autobús directo para Madrid. Al llegar a Villanueva sí que nos subíamos al colectivo, los temas allí tratados eran más triviales, fruto del primer día en el que, ensimismados con nuestra conversación, no nos percatamos de que el resto de pasajeros nos oía, había quien emitía sonrisas, otros se tornaban extrañados o incluso nos llamaban frikis. ¡Vaya gente más cerril! Lo cierto es que me gustaba pensar que gozábamos de un estatus transgresor, jeje.

   Me he puesto sentimental debido a que te echo de menos y porque el suceso de ayer me ha recordado a ti, bueno, te seré sincero, no sólo a ti, también me ha venido a la cabeza "el fatídico día". Juramos no hablar de ello jamás y espero que me perdones por romper nuestra promesa...


Citar
Makishima
(@makishima)
Active Member
Registrado: hace 2 meses
Respuestas: 10
Iniciador de tema  

                                                                         EL FATÍDICO DÍA:

 

...(continua la carta)                                     

   Aquella noche de invierno, la niebla era espesa, fue un 9 de Enero de 2009, lo recordaré toda mi vida... Cuando nos dirigíamos a iniciar nuestro paseo, fuimos sorprendidos por Dani y Amaya, eran los únicos que nos trataban bien, habían comprado unas cervezas y nos preguntaron si nos apetecería beber algo con ellos. En un principio declinamos la oferta pero tras cruzar una mirada cómplice decidimos que podría ser divertido... al comienzo así fue, bromeamos y reímos largo y tendido, no sé si fue el alcohol o el momento de éxtasis, pero nos dio por caminar todos juntos en dirección contraria al pueblo, campo a través, internándonos en el bosque... Inicialmente encontramos matorrales y árboles dispersos, pero tras un buen tramo caminando, el bosque se fue tornando frondoso, te envolvía en su interior, la niebla nos impedía ver más allá de un par de metros...

   Súbitamente, divisamos un bulto, Dani se acercó pensando que sería un animal muerto, al arrodillarse para verlo mejor, la figura se irguió, era una criatura grotesca, como un cánido humanoide, con un veloz movimiento de su garra, rajó el vientre de Dani, hicimos ademán de socorrerle pero nuevos cuerpos se alzaron cerca del primero. Dani seguía vivo, estaba forcejeando con la criatura, ante la poca prometedora situación nos grito: "Huid, es peligroso quedarse aquí!" Amaya fue hacia él pero negando con la cabeza, le agarré y corrimos como alma que lleva el diablo, a nuestras espaldas oíamos la maleza y numerosas pisadas, lo único que nos hizo cesar la carrera un instante fue el eco de un golpe seco seguido de un estertor de muerte, lo que hizo brotar lágrimas en el rostro de Amaya... Cuando estábamos a punto de desfallecer, una cabaña apareció ante nuestra vista, abrí la puerta y una abominación se abalanzó sobre nosotros, cerré con fuerza con tal fortuna que partí el cuello de la aberración, la mandíbula quedó a escasos centímetros de mí, abrí la puerta, le pegué una patada y cerré de nuevo.

(Desde el interior de la casa suena una voz lúgubre, no denota sorpresa pese a tener una visita inesperada) "Buenas noches, amigos, pasen, no tengan miedo" Entramos con suma cautela, nos sentíamos tanto o más inseguros ante aquella voz que en el propio bosque. "Hacía mucho tiempo que no recibía visitas, les prepararé algo" Al entrar en el salón, nos quedamos paralizados, el hombre, de tez inusualmente blanquecina, sostenía la cabeza de Dani y nos servía su sangre en un cáliz mientras reía... Amaya dejó escapar un grito desgarrador, corrió hacia nuestro anfitrión y con una garra, le perforó el hombro. Presas del pánico, salimos corriendo, nos tropezamos sobre nosotros mismos y rodamos ladera abajo hasta alcanzar una valla, al otro lado, la carretera...

 

Escribo esta misiva porque ayer vi de nuevo a ese hombre, no era la primera vez, me lleva atormentando 13 años, pero esta vez fue diferente, fue a través del cristal de una cafetería, pero en lugar de desaparecer tras voltearme, permanecía allí, me miró fijamente y empezó a reír como aquella noche. Tengo miedo, Noor, creo que eres la única persona que puede ayudarme, no confío en nadie más, ha pasado mucho tiempo, pero sigues siendo importante para mí

 

Atentamente

Dante Sánchez


ResponderCitar
SlowHipnnos
(@slowhipnnos)
New Member
Registrado: hace 1 año
Respuestas: 1
 

Guadalajara, Jalisco, México. 26 de Abril d 2022. 3:33 hrs

 Dante, querido:

 

Me he llevado una enorme sorpresa al recibir tu mail. Y siendo justa con la verdad, no ha sido una sorpresa muy grata. Estuve a punto de dejar caer el móvil cuando vi la notificación de e-mail con tu dirección en ella, hasta creo que dejé escapar un grito; solo sé que Cosmo, mi golden retriever, me miró con preocupación por largo rato. Debo confesarte que estuve muy tentada de borrar el mail y hacer como que nada había pasado, pero pudo más la curiosidad. 

 

En vano los años de terapia y los miles de pesos gastados en esos psico-locos que solo sangraban los bolsillos de mis padres y que no lograron erradicar mi "pesadilla", porque para ellos solo era eso y juro que yo quería creerlo también. 

 

Regresé a México casi inmediatamente después de lo sucedido, necesitaba poner tierra de por medio, o tal vez un océano. Le pedí a mis tíos, que amablemente me había ofrecido hospedaje durante mi estancia estudiantil en Madrid, que no revelaran mi paradero a nadie. Me fui sin despedirme, lo siento, no me creí capaz de volverlos a mirar a los ojos sin ver en ellos el reflejo de lo sucedido.

 

Mi familia atribuyó mi vuelta prematura a un mal de amores o drogas. Nunca intenté desmentirlos. Siempre habría sido más fácil convencerlos de ello que querer explicarles lo que en verdad había sucedido. 

 

Intenté continuar con mi vida, pero el recuerdo de aquella noche se negó a abandonarme. No ha sido nada fácil, pero creo que encontré la forma de sobrellevarlo. Hace cinco años decidí transformar mis terrores en pesadillas de papel y tinta, quizá con la esperanza de diluir el horror en un mar de letras impresas y de encontrar en cada lector un receptáculo en donde descargar todos aquellos fatídicos recuerdos. 

 

Ahora, seis libros después y cierto éxito en este mundillo de los escritores de terror, puedo decir que ya no me cuesta tanto conciliar el sueño y puedo llevar una vida con cierta normalidad. 

 

Bueno, eso antes de leer tu mail. 

 

Ahora siento un poco de culpa al saber de los encuentros que has tenido con aquel hombre horrible que tanto insomnio me ha granjeado y tanto material me ha brindado para mis delirios encuadernados. Ahora más que nunca siento que te abandoné con todo este asunto. Pero no podía…

 

Me alaga y me aterra a partes iguales que pienses que puedo ser de ayuda en este asunto, pero siento que debo compensarte por todo el tiempo que has enfrentado estos terribles trances a solas. 

 

Hace un par de semanas me contactó mi editora en España, ha estado insistiendo en que debo atender a mis tres fans ibéricos. Sinceramente le he estado dando largas intentando prorrogar dicho viaje todo el tiempo que he podido. Ahora seré yo quien la increpe para que programe el viaje y pueda estar allá lo más pronto posible. La haré feliz, aunque desconozca mis verdaderas intenciones. 

 

Te mantendré informado en cuanto tenga fechas y todo.

 

Mientras esto sucede… cuéntame de ti, trece años son demasiado tiempo y tendras mucho que contarme. ¿A qué te dedicas ahora? ¿Te casaste? ¿Hijos?

 

La verdad es que ha sido muy lindo saber de ti y que aún te acuerdes de mí, aunque las circunstancias sean inciertas. 

 

Te mando un fuerte abrazo y espero verte muy pronto. Aunque la idea también me hace temblar de miedo. Es broma. Ok no tanto.

 

Tuya afectísima…

Noor.

~SH


ResponderCitar
Makishima
(@makishima)
Active Member
Registrado: hace 2 meses
Respuestas: 10
Iniciador de tema  

                                                                              REMINISCENCIA DE SANGRE:

                                                                                                           

                                                                                                                                  Madrid a 30 de Abril de 2022

 

       Querida Noor:

  Me alegra saber que has llegado a ser una escritora de éxito, ya apuntabas maneras, aunque no lo creas, he estado siguiendo tu obra, me he hecho con varios de tus ejemplares, a este lado del charco no es tán fácil conseguirlos (ya sabes que sólo leo en físico), espero que me puedas firmar alguno cuando te vea, lo único que lamento que tu musa haya sido un ser que quizás sea más real de lo que quisimos pensar...

  Entiendo perfectamente el miedo que has podido sentir, yo también intenté olvidarlo, hacer borrón y cuenta nueva, lo tenía casi superado, pero ahora ha ido a peor. He estado a punto de no contestarte porque no quería involucrarte en esto, ya me sentía culpable por recordarte el incidente, pero tengo que ser valiente...

  He vuelto a tener las pesadillas, cada vez más vívidas, esta vez se repetía aquel día, pero la diferencia es que me paraba a beber el caliz con la sangre de Dani, sorprendentemente tenía un regusto dulce y estaba más líquida de lo que cabía esperar, algo dentro de mí ansiaba seguir bebiendo de manera irrefrenable, tengo pequeños flashes en los que parece que succione la muñeca de alguien, pero en lo que es la secuencia continua apuro las últimas gotas de un recipiente, lo que sí es cierto es que ese fluido me revigoriza, me llena de vida...

  También he comenzado a tener otro mal sueño que me aterroriza, en él vivo la escena como si fuera Dani, recibo un golpe en la nuca y antes de perder del todo el conocimiento, sufro una laceración que atraviesa mi yugular... esta mañana me he ido a lavar la cara y tenía la marca del corte, aunque no era reciente, casi estaba cicatrizada, mi tez está adquiriendo un tono pálido y tengo unas profundas ojeras porque me da miedo dormir, temo que no me reconozcas, no quiero que nuestro reencuentro se zanje con una mueca de asco o de terror en tu rostro.

  Si te digo la verdad, pienso que eres la única persona que me puede ayudar porque desconozco si pasé por alto algún detalle de la cabaña, tengo la sensación de que algo importante puede hallarse en ese lugar. Siento hacerte rememorar este suceso, pero cualquier pequeña pista puede ser clave para liberarme del mal que me atormenta. Quizás haya perdido por completo la cordura, pero pienso volver a la cabaña, entiendo que no me quisieras acompañar, es algo que jamás te pediría, pero necesito ir, puede que sea la última oportunidad para recuperar mi vida, ¡Sé que hay algo!

  Sólo necesito que hagas una retrospección, este camino es demasiado tortuoso y prefiero recorrerlo sin ponerte en peligro, jamás me perdonaría que sufrieras algún tipo de daño o incluso que puedieras fenecer, en el peor de los casos, espero que mi último aliento guíe tu pluma.

 

  Liberate tutemet Ex-Inferis

 

  Dante Sánchez


SlowHipnnos reacted
ResponderCitar
Compartir: